Las 3 situaciones típicas de la alimentación cuando tienes un pequeño en casa

Voy a describirte una serie de situaciones y tú me dirás si te identifica con una de ellas:

  1. Los abuelos vienen de visita a comer.  A la hora de sentarnos en la mesa, tu pequeño comienza a corretear por todos lados mientras “pica” como un pajarito cada vez que pasa cerca de mamá o papá y recibe algo de comida.  Los abuelos se inquietan por este comportamiento, no sólo porque les sorprende “la falta de autoridad”, sino porque (sin decirlo), creen que esa forma de alimentar a los hijos no los alimenta en nada (además de volverlos malcriados). En el fondo, aunque no pareciera asi, todos en la mesa se preguntan ¿Cómo alimentamos sanamente al pequeño?
  2. Te reúnes con las mamás del kínder. En un encuentro informal comentan sobre las decisiones nutricionales de sus hijos.  Unas prohíben la leche de animal, otra dice n no rotundo a los chocolates, unas cuantas critican el hecho de que el menú sea organizado por el kínder y todos los niños se vean obligados a comer todos lo mismo, y otras (pocas), les parece una idea genial no tener que preocuparse por el lunch de su pequeño porque el kínder ya lo ha organizado previamente. Todas sin embargo coincidimos en la pregunta del millón: ¿Cómo alimentamos sanamente a nuestros hijos?
  3. Estas en el cumpleaños de uno de los tantos amigo de tu pequeño (porque es increíble la cantidad de amiguitos que se pueden hacer solo con ir un par de meses el kínder). La escena es muy parecida en todas las reuniones porque hay tres ingredientes que NO pueden faltar en una celebración de cumpleaños de un pequeño: la piñata, el pastel, y el bolo.  Tres bombas cargadas de montones de azúcar.  Mientras intentas convencer a tu pequeño que no coma tanto dulce porque le va doler la pancita, tu maravilloso ser humano se las ingenia para salir corriendo y comer todo lo que se le atraviese en el camino.  Mentalmente intentas convencerte diciendo que estas celebraciones son eventuales ( cuando en el fondo sabes que un niño entre 3 y 5 años de edad asiste a un promedio de 4 fiestas de cumpleaños por mes, es decir un promedio de 40 fiestas en el año). Y mientras contemplas la escena te preguntas, ¿Cómo puedo evitar que coma tanto dulce cuando asiste a las fiestas de cumpleaños?

¿Te identificas con alguna situación?  Yo en lo personal me identifico con las tres :D.  El asunto de las porciones, los alimentos saludables, la cantidad de azúcar, de carbohidratos y demás es un tema recurrente con el que te encuentras en diferentes contextos sociales y es natural, cuando como madres queremos cuidar de la salud de nuestros pequeños, pero a veces la misma conducta social nos la complica aún más.

Entonces, aparecen dos caminos para tomar en el tema de la nutrición: Te conviertes en una mamá obsesiva por la sana alimentación de tu pequeño y terminas prohibiéndole todo; o te conviertes en una mamá cero stress y permites que tu pequeño coma de todo! Seguro cualquiera de los dos caminos es la opción adecuada de acuerdo a la necesidad de cada mamá ( y además también porque mamá lo dice y eso no se cuestiona!)  😀

¿Pero y qué hacer cuando el rol de la mamá obsesiva o cero stress no es lo tuyo?

Entonces como siempre, acudo a la curiosidad personal, investigo, leo, aprendo y aplico.  Y hoy te quiero compartir esto que encontré. 

Entendí de manera gráfica, fácil y sencilla qué alimentos debo escoger sobre otros y cómo identificar los “buenos de los malos”.

Te lo comparto entonces porque si eres como yo, una mamá interesada en aprender para luego compartir experiencias, entonces te pido que leas, aprendas y pases la voz 😉

Si quieres más información visita este enlace.

¿Cuáles son tus reflexiones frente a nutrición?

Ideas para el día del padre

By: Ruth Hartnup

 

Tengo unas amigas geniales que me recuerdan que voy tarde para las ideas del día del padre!  (A todas ellas gracias por el recordatorio! :D).

En  esta ocasión decidí apoyarme de todas las ideas geniales que muchas personas han creado en el pasado para celebrar esta bella fecha donde los padres se convierten en super héroes, primeros amores, “arregla todo” y más!

Te comparto entonces mi tablero en Pinterest sobre cosas geniales que puedes hacer en casa con tu pequeño y con bajo presupuesto:

Sigue el tablero Father’s Day de Carolina en Pinterest. 

 

Mis amigas y yo definitivamente haremos algo con nuestras pequeñas para regalar a los papis, y prometo compartir el resultado de nuestra obra de arte.

¿Te animas a hacer algo para papá en lugar de comprarlo?

Un juego para desarrollar muchas habilidades en tu pequeño!

Personajes

Personajes

Mamá: “Vivo en un una torre muy alta, tengo un cabello muy largo y sueño con tocar el pasto con mis pies. ¿Qué personaje soy?

Hija: Rapunzel!

Así comenzamos a jugar con mi pequeña de 2 años y medio y lo que aprendimos fue verdaderamente gratificante para todos!Sin planearlo, como pasa siempre con las lecciones de nuestros hijos, comenzamos a jugar este juego que nombramos “Adivina el personaje”.

Mientras cenábamos juntos en la mesa, nuestra pequeña comenzó a hablar de sus personajes favoritos y cada cinco minutos pasaba de ser una princesa a un súper héroe de los comics (Si tienes un pequeño en casa seguro sabes de qué estoy hablando) 😉

Entonces empezamos a decirle:

“Vamos a adivinar qué personaje soy”.  Mamá comenzó, dio tres pistas del personaje y luego preguntaba ¿qué personaje soy?. Para nuestra sorpresa, la mía y la de mi esposo, la pequeña adivinó  mi persobaje.  Luego fue el turno de papá.  Dio tres pistas y preguntó ¿Qué personaje soy? Y de nuevo adivinó!

¡Y entonces ella se animó a dar sus pistas!  (Siempre habló del mismo personaje, pero las pistas fueron siempre diferentes cuando era su turno). Pasamos por todo tipo de personajes:  princesas, súper héroes, personajes de canciones, animales de granja, mar, selva, etc. y cada vez nos sentíamos mas retados por las respuestas de nuestra hija.

Y con esto, sin querer, nuestra pequeña comenzó a practicar y a aprender sobre:

  1. Paciencia.  Al entender que debía esperar su turno para dar sus pistas y esperar para escuchar las pistas de mamá  y papa.
  2. Asociar.  Al escuchar historias de diferentes contextos y ser capaz de relacionar personajes, sonidos o descripciones con las pistas que le proporcionamos.
  3. Secuencias. Al comenzar ella a dar sus propias pistas, luego de escuchar a mamá  y papá, dio siempre tres pistas (porque era las que sus padres le dieron también para caa personaje) y la mayoría de las veces sus pistas se relacionaron con la secuencia cronológica de la historia.  (Por ejemplo: me pinché un dedo, caí en un sueño profundo y me despertó un beso de amor) 😀
  4. Confianza y autoestima. Le dimos un espacio de igual importancia en el juego ya que todos hicimos lo mismo.  Esto permite que ella desarrolle habilidades sociales que
  5. Divertirnos! Seguro este será el juego durante la cena y hará nuestros encuentros más divertidos y productivos!

Te animo a que  pruebes este juego en casa tu pequeño. Procura que el momento sea espontáneo y permite que tu pequeño sea el que “lleve la batuta”. Con dos o tres ejemplos que le des para comenzar a jugar tendrás para divertirte los siguientes 20 minutos.  ¡Te lo garantizo!

¡Cuéntame cómo te fue, y si tienes otros juegos que promuevan habilidades en tu bebé por favor no dejes de compartirlas!

Mi primera lección de desapego

Acabo de dejar a mi pequeña en su primer día de colegio.

No hay respiraciones profundas, terapias, visualizaciones, lavadas de cerebros que sirvan para un momento así.  Claro, todas las mamás han pasado por esto y lo superan, pero cuando se vive con tus propios hijos sientes que eres la única mamá que vive por estos desapegos.

DESAPEGO. Esa es la lección con esta experiencia.

Dos años y medio permaneciendo 24/7 al lado del ser que más amas.  Y una mañana, sin más, te conviertes en la mamá que madruga para alistarle la lonchera y la maleta que la acompañará el resto del día.

Y es inevitable que las lágrimas salgan al pensar si escucharán su vocecita cuando pida ir al baño,

Si le prestarán la atención que merece,

Si la escucharán con atención,

Si le entenderán con sus palabras,

Si podrá resolver sus problemas y salir adelante triunfante y victoriosa.

Dos años y medio a su lado y de repente mi bebé ya es una pequeña que está lista para ir a colegio.

Entonces de nuevo tomas aire….miras con perspectiva diferente y caes en cuenta que

Ella se hará escuchar para ir al baño, así se haga pipi en los pantalones,

Ella se hará notar para que le presten la atención que se merece,

Ella buscará la forma de que la escuchen con atención,

Ella se hará entender porque sabe comunicarse,

Ella resolverá sus problemas y saldrá triunfante de su primer día en el colegio.

Dos años y medio, 24/7 dejan lecciones de apego que luego son utilizadas a nuestro favor, madres amorosas, para demostrarnos que toda esa dedicación y entrega hoy se convierten en poderosas herramientas para que nuestros hijos caminen seguros y confiados , con autoestima alta, decididos a probar nuevas cosas y a seguir descubriendo el mundo.

Hoy mi hija me enseñó de nuevo otra lección:  El desapego es la evidencia de nuestra fortaleza emocional para enfrentar lo que venga.

Y aquí se acaban las lágrimas de dolor y comienzan las de alegría.

4  ideas para hacer con tu pequeño en la ventana de tu casa mientras llueve.

Lluvia

¡El clima por esta región del mundo está de locos! Me reí un montón con esta imagen que compartió una mamá en Facebook:

que onda

(Por cierto, si no te sabes la canción de Witzy Araña, puedes escucharla aquí) 😉

¡Y retomando!  El clima está tan loco, que debemos inventarnos actividades divertidas con los pequeños para no aburrirnos.  Aquí mis 4 ideas:

Lluvia

  1. Muéstrale la lluvia desde diferentes ventanas de tu casa.  Aunque la lluvia afuera sea la mismo, la perspectiva desde donde la miras no lo es. Lleva a tu pequeño por diferentes ventanas donde pueda ver la lluvia y enséñale lo que desde allí puede ver. Desde una gota, que baja por la ventana, millones que caen y golpean el  piso, hasta el carro del vecino que se moja sin parar.  La idea aquí es que comience a diferenciar los objetos lejanos de los cercanos, y las gotas de agua en la ventana son un momento perfecto para el juego de perspectivas.
  2. Usa crayolas para la ventana.  Los que me conocen saben que soy fan de la marca CRAYON. Encontré unas crayolas para dibujar en las ventanas muy útiles, no solo porque mi hija puede dibujar estando de pie, sino porque son gruesos y le ayudan a trabajar en su motricidad. Toma estos crayolas e invita tu pequeño a inspirarse en la ventana mientras ve caer la lluvia.  Puedes contarle un cuento, describirle lo que ves desde tu ventana y acompañarlo mientras se vuelve un artista dibujando lo que sea que tenga en su genial cabecita.  Será un excelente momento para que su imaginación se despierte mientras escuchan la lluvia caer. 😉
  3. Delinea figuras reales. Después de que tu pequeño haya jugado libremente con las crayolas en la ventana, invítalo ahora que delinee figuras que puedas colocar fácilmente en la ventana. Puedes comenzar con tu propia mano, delineándola tú para que le sirvas de ejemplo sobre lo que puede hacer posteriormente él. Procura utilizar figuras planas, sin relieve para que sea más fácil para tu pequeño. Es otra manera divertida de aprender figuras desde un ángulo diferente.
  4. Juega a empañar las ventanas. ¡Los vidrios empañados tienen un deseo incontenible de dibujar con los dedos!  (Si no me crees intenta no dibujar nada la próxima vez que estés en un carro y los vidrios se empañen) 😉 Esta es otra forma divertida de enseñarle a tu pequeño “otras” formas de dibujar y expresar su imaginación.  Debido a que el aire caliente se desvanece rápidamente en un vidrio frío, puedes aprovecharlo para animarlo a hacer sanas competencias mamá-hijo para hacer trazos libres con sus dedos.

¿Tienes otras actividades que podamos hacer en casa con los pequeños mientras llueve afuera?

Mamá: ¿Lista para dejar el pañal?: 6 acciones que toda madre debe considerar al iniciar el proceso de dejar el pañal.

By: deborahdegolyer
3 Thoughts

Si tu bebé está próximo a dar su siguiente paso y dejar el pañal, seguramente ya habrás buscado información sobre qué y cómo hacer cuando llegue el momento.

Hoy, quiero aprovechar este post para hacerte esta pregunta:

  Con frecuencia nos hablan de este proceso desde la perspectiva de los bebés, pero en esta ocasión quiero que veas este proceso desde tu propia perspectiva.

Así que aquí están mis 6 acciones que toda mamá debe tener presente al momento de iniciar el proceso de dejar el pañal:

  1.  Permanece una semana entera en casa, sin salir de ella. El dejar el pañal es un proceso que requiere su tiempo y tiempo es justamente lo que debemos invertir, si queremos que los resultados se vean pronto.  Permanecer en casa todo el tiempo, por lo menos durante la primera semana que tu bebé comienza a dejar el pañal es una forma de ofrecerle seguridad en la transición por varias razones: familiaridad en el ambiente, sentirse y tranquilo en un espacio que conoce, juguetes suyos que lo distraerán.  De igual manera, tu estarás menos estresada al no tener que preocuparte por limpiar en lugares públicos, sentirte avergonzada, enfadada o apresurada.
  2. Avanza sin dudar, una vez decidas que tu bebé está listo para dejar el pañal. Tus retrocesos pueden  confundir a tu bebé. Es normal sentirse insegura cuando iniciamos el proceso de dejar el pañal.  Esto es algo nuevo para ti y para tu bebé, por lo cual nos surgen dudas sobre si es el momento adecuado, si tú bebé está listo, pero pocas veces reflexionamos sobre si nosotras, las mamás, estamos listas.  Entonces aquí mi humilde recomendación: una vez decidas iniciar la operación “bebé sin pañal” sigue adelante, sin titubeos, sin dudas, sin temor.  Iniciar un día con toda la actitud, limpiando pipi por toda la casa, alentando a tu bebé a que te avise cuando quiera ir al baño, mostrándole sus linda ropita interior, para luego decidir que al día siguiente regresas al pañal porque fue una experiencia agotadora, es sencillamente como si no hubieras hecho nada.  El quitar el pañal unos días y volver a ponerlo otros es confuso para ti, y no se diga para tu bebé.  ¿Cómo sabrá tu bebé cuando hacer pipi en el pañal y cuando en el baño? Confía en tu bebé y no temas en avanzar en el proceso.  Ahora más que nunca él te necesita firme y decidida, con el mismo o más amor de antes.
  3. Asume la idea de limpiar pipi y popo. Tu bebé se hará pipi y popo en su ropa.  Es un hecho. y debes estar dispuesta a asumir ese reto. Mientras tu bebé se acostumbra a visarte ANTES de hacerse en su ropa, será normal y natural que debas limpiar, limpiarlo y limpiarte (De ahí mi recomendación de que permanezcas en casa la primera semana). Si comienzas a prepararte mentalmente para esto, seguramente cuando llegue el momento no será tan traumático como parece. Créeme, no serás la primera ni la última mamá que termine llena de m*$%!!
  4. Créele siempre a tu bebé.  Que no te pase lo del Pastorcito Mentiroso. Me confié y me sucedió.  Mi hija me avisó que quería hacer pipi y rápidamente la lleve al baño. Era la primera salida sin pañal, así que estábamos las dos muy entusiasmadas con este primer logro.  Efectivamente hizo pipi y regresamos a la mesa del restaurante.  Dos minutos después volvió a decirme “pipí” y yo no le creí.  Pensé que estaba entusiasmada por volver a ver el baño que no tenía en casa.  ¡GRAN ERROR, GRAN GRAN ERROR! Pues si quería ir al baño y esta vez era ¡popó! Ni les cuento el final de la historia porque ya se lo pueden imaginar. A partir de ese momento me prometí que le creería a mi hija CADA VEZ que dijera “pipí” o “popó” y correría las veces que fuera al baño con tal no repetir esa inolvidable experiencia. Así que bella madre, por tu bien, ¡corre al baño!
  5. Muéstrale lo que tu bebé hizo y celébralo porque lo hizo SOLO. Seguramente esta sea la parte más incómoda para algunas madres, sobre todo si no soportan los malos olores, pero realmente funciona.  Cuando tu bebé vaya al baño y haga pipí o popó, muéstrale lo que hizo.  Al celebrar que él hizo esto sin ayuda de mamá es una forma de incrementar su autoestima y animarlo a que lo haga la siguiente vez, sin temor, sin esconderse.  Esto podría más adelante ayudar a que tu bebé no sufra de problemas de estreñimiento porque nunca antes sintió que tenía que retraerse o dejar de hacer popó por sentir que hacía algo malo. Al recordarle y aplaudirle que hizo esto SOLO es una manera de animarlo a que lo haga de nuevo en el baño la próxima vez.
  6. Identifica sus preferencias.  Entre más pronto, mejor. Existen muchos productos en el mercado para cuando llegue el momento de dejar el pañal.  Están desde los bañitos entrenadores, los orinales con música, los asientos reductores, las vasenillas, entre otros.  Incluso hay canciones para motivar a tu bebé (aquí te comparto la que use con mi hija: Canción de pipí y popó ). En mi caso compré un bañito entrenador, pero nunca lo uso mi hija.  A mí me parecía muy tierno y perfecto para su tamaño.  A ella le resultó incómodo y hasta lloró un par de veces porque se sentía obligada a sentarse allí.  Lo que descubrí (porque estuve alerta a observar sus movimientos y gestos durante este proceso), es que le gustaban las tasas de los adultos.  ¡Así que lo único que hice fue acomodarle una pequeña silla para que apoyara sus pies y fue lo mejor! Antes de que decidas comprar el “mejor” aparato por lo novedoso, lo curioso, lo bonito o lo lindo, intenta identificar de que manera tu bebé se siente más cómodo.  Intenta sentarlo en tu baño, revisa en que posición el se sentiría más cómodo y si quieres invertir en algún producto, mejor que sea algo económico, que no te duela archivar si por alguna razón decide no usar.

¿Tienes en mente otra acción para que mamá tenga en mente al momento de dejar el pañal?

 

6 Productos básicos que NO pueden faltar para la llegada de tu bebé

By: gabi menashe
2 Thoughts

Ya he compartido mi lista personal de productos que no necesitas para tu bebé. Creo ahora necesario compartirte mi lista de productos que NO pueden faltar:

Toallitas para baño. Sábanas para secar a tu bebe. Son más suaves que las toallas para bebé y absorben el agua más rápido. Las consigues de diferentes marcas, pero te aconsejo que inviertas en unas sábanas 100% algodón para cuidar aún más la piel de tu bebé.

Aceite natural para masajes. Evita marcas comerciales. Busca aceites naturales con olores que ayuden a tranquilizar a tu bebé. Asegúrate de quitarle la tapa de protección y tenerlo listo para el masaje con tu bebe. Si quieres aprender sobre masajes para tu bebé te recomiendo esta liga.

Bodies para bebes/mamelucos. Durante los primeros tres meses es necesario asegurarte que tu bebé se mantenga calientico a toda hora del día. Por eso los bodies o mamelucos (tipo pijama) son ideales en todo momento. Seguramente morirás por verlo usar ese vestidito encantador que le compraste o le regalaron porque es una miniatura encantadora, pero en lo posible, sobre todo si vas a salir con tu bebé, procura que él, este cómodo todo el tiempo. Durante los primeros meses sacrifica un poco de vanidad por comodidad para tu bebe 😉

Medias/calcetines. Independiente del clima o la estación en la que te encuentres, los pies y las manos son las partes del cuerpo que más rápido se enfrían en tu bebé, por eso debemos asegurarnos de tenerlos siempre calienticos. Después del baño asegúrate de ponerle primero los calcetines antes de cualquier otra prenda, y aun en temporada de calor déjale las medias/calcetines en la noche mientras duerme.

Gorritos. De nuevo, independiente del clima y la estación, tu bebé sentirá frío principalmente los primeros tres meses de vida. Si vas a salir de casa o si esta es muy fría, cubre su cabecita y mantenla así la mayor parte del día. Tu bebé se sentirá arropadito y calientico, como estuvo en tu pancita

Portabebés ergonómico. Ya sabrás que apoyo la crianza en brazos por sus múltiples beneficios . El portabebés es un producto que debes tener desde el primer día que llegas a casa con tu bebé. Es una herramienta cómoda, segura y práctica para llevar a tu bebé contigo a todo momento.

 

¿Otros productos que quieras aconsejarnos como básicos para la llegada del bebé?

http://forms.aweber.com/form/37/621745037.htm

5 preguntas a una experta en lactancia

Experta en Lactancia

Durante mi preparación para la llegada de mi hija tuve la suerte de conocer a Isabel López de la Madrid, una mujer que se apasionó con el tema de la lactancia y se ha hecho experta en el tema. Ella gentilmente accedió a responder a algunas preguntas y aquí te comparto sus respuestas.

Cuéntanos quien eres.
Soy una mamá enamorada de la crianza con apego (educar con amor, amamantar, colechar y portear). Tengo tres hijos y con cada uno he tenido (y sigo teniendo) diferentes experiencias en cuanto a la crianza con apego. Mi motivación es informar a las futuras mamás sobre los beneficios de amamantar, aclarar mitos que existen alrededor de la lactancia, cómo DISFRUTAR de esta maravillosa etapa y apoyar a quienes ya son mamás y así lo deseen.

1. Cuéntanos por qué decidiste entrar en este mundo de apoyo a la lactancia
Porque desafortunadamente hay mucha desinformación respecto a este tema, y muchas de las mamás que están amamantando se ven orilladas a desistir ya sea por una mala orientación hasta de sus pediatras o por creencias sin fundamentos. Y hay quienes no desean amamantar porque, debido a la publicidad y/o recomendaciones de algunos pediatras, creen que la leche de fórmula es lo mejor para su bebé y lo más práctico para ellas. En mi caso, recibí comentarios de que ya dejara de amamantar (incluyendo de pediatras) que mi leche ya no le servía a mi hija y que la estaba mal acostumbrando…… y eso que apenas llevaba 6 meses!!!

2. Tus consejos prácticos para mamás primerizas lactantes
Que confíen en su cuerpo, que sigan su instinto con paciencia, que practiquen el colecho, que descansen cuando su bebé duerme (aún cuando haya mucho que hacer en casa) y que se alimenten bien. Que ante la primera duda que tengan busquen orientación. MUY IMPORTANTE!
Que utilicen dos palabras que les van a servir mucho: NO GRACIAS… Mira, te regalo ésta leche de fórmula… NO GRACIAS. Dale biberón para que se “llene”… NO GRACIAS. Aquí está esta “agüita” para su sed… NO GRACIAS.

3. ¿Cuáll ha sido el temor más frecuente de una madre al iniciar con su proceso de lactancia y que consejo le das para que pierda el temor?
El temor que percibo en la mayoría de las mamás es que piensan que no llenan a sus hijos y que quisieran tener más leche porque se quedan con hambre. Mi consejo es que lejos de estar comiendo o tomando los alimentos que creen que les dan más leche…..amamanten a su bebé las veces que él lo pida, así producirán la leche que él necesita.

4. ¿Cual ha sido la anécdota mas grata que recuerdas al haber ayudado a una madre en su proceso lactante?
Cada situación ha sido especial y enriquecedora. Lo más grato que me queda es cuando después de un tiempo de haber dado una asesoría me encuentro a la mamá y me comenta que el apoyo recibido le fue de mucha utilidad y que gracias a eso continuó adelante con la lactancia.

5. Tus consejos sobre lo que NO debe hacer una mamá lactante
No darle biberones entre una toma y otra, ni de día, ni de noche, ni en época de calor
No preocuparse o estresarse porque creen que no tienen leche
No cambiar de pecho en una misma toma
No estar viendo el reloj durante la toma
No hacer caso de comentarios sin fundamentos
No dudar en consultar a una especialista en lactancia materna en cuanto lo necesiten
¡¡¡No desesperarse!!!!

No dudes en ponerte en contacto con Isabel vía email si quisieras resolver alguna pregunta en particular sobre tu lactancia. ¡Nada como los expertos para orientar! Aqui su correo:

Isabel López de la Madrid
mariaisabel-lm@hotmail.com

¿Ya has tenido oportunidad de usar tus NO GRACIAS? 😉